sábado, 18 de agosto de 2012

MEMORIAS DE UN PARADO XLIII -400€-

Vaya calor, esto es inaguantable. Con 32 grados y un 60% de humedad lo que se hace es sudar y tener las ideas poco claras.

La playa está llena de gente hasta que el sol desaparece, osea las 9 de la noche. Los negocios bastante vacíos y los restaurantes vacíos del todo.

En Calafell, había un cine en el barrio de la playa que se llamaba "Cine Iris". Era el único que funcionaba en una distancia considerable, hasta que hicieron un complejo en la "Mas Mel", que incluía Eroski, McDonalds y salas multicine.

En invierno siempre tenían un cartel, en la taquilla que ponía: "disculpen pero la calefacción está estropeada".
En todos los años que funcionó el cine nunca "consiguieron" arreglarla.

Cuando empezó la crisis, que aquí en Calafell golpeó muy fuerte al depender todo el mundo en mayor o menor manera de la construcción y el turismo, muchos negocios se unieron a la avería de la calefacción y se pasaba mas frío que Cascorro.

Ahora, que podían atraer al Cliente, por lo menos con la idea de pasar un rato fresquitos, parece ser que los señores que tienen que "reparar" el aire acondicionado, ni están ni se les espera. 

Yo me he pasado tres días con los nietos, disfrutando muchísimo, jugando con ellos y bañándome con ellos. Han sido como unas vacaciones que me han hecho olvidar, por unos instantes, los sinsabores de estar en el paro. Además, yo les dejo hacer, que para reñirles ya están los padres. Y la aíta, que también es severa. Tengo que decir aíta porque abuela es una de las palabras prohibidas e impronunciables de mi casa si no te quieres llevar una bronca de campeonato.

Mi nieto mayor ahora está en la época de decir: "Yayo, tengo una idea......". Magnífico, debería sustituir a los políticos que tenemos, que no tienen ninguna.

Ahora, que por fin se han decidido sobre los 400 euros, dinero que puede ayudar a comer pero no a vivir, han aparecido una serie de "illuminati", que creen que los perceptores de ese dinero tienen que apagar incendios, hacer cortafuegos y si se tercia, arreglar carreteras o remar en galeras.

Y es que los parados tenemos muy mala prensa. Lo que sea con tal de no recortar en coches oficiales, clase business, ipod con llamadas gratis o tarjeta visa donde poder comer en los restaurantes de 5 tenedores.

Parece ser que los parados solo buscamos trabajo los tres últimos meses de prestación y si ganas 400 euros estás completamente desmotivado para la búsqueda de empleo. Por lo menos eso es lo que ha dicho el Presidente del Gobierno.

Lo peor es que hay gente que se lo cree y con ello se produce una corriente de opinión que califica como vago o parásito social al desempleado.

Si ya los que pensábamos que eran amigos han desaparecido, la familia no llama, la propia existencia es dura, solo nos faltaba que se hiciera pensar a la sociedad que los desempleados estamos instalados en la cultura del subsidio y la vagancia.

En fin, como decía Rubén Blades: "sorpresas te da la vida, la vida te da sorpresas".

1 comentario:

vinuesa vallas y cercados dijo...

La verdad es que 400€ no dan para nada y es muy lamentable llegar a este punto pero es una ayuda que hay que mantener. Ya veremos en Septiembre cuando suban de golpe 2oo mil parados más. La clase política sigue en su nube particular y sin propuestas de reducirse ellos mismos pues sobran muchos de esos políticos.